menú responsive
Defensa y Seguridad
-/5 | 0 votos

El contrato incluye 25 UAV por un importe de 439.000 euros

La Guardia Civil comprará drones de ala fija y multirotor

Foto: Guardia Civil

Foto: Guardia Civil

21/09/2021 | Madrid    0

La Guardia Civil ha puesto en marcha un contrato para la adquisición de 28 sistemas aéreos remotamente tripulados (RPAS) por un importe próximo al medio millón de euros. El lote incluye un sistema de ala fija tipo Mini compuesto por dos aeronaves y dos UAV tipo multirotor para la Unidad Central Operativa (UCO) y otros 25 RPAS tipo micro para unidades territoriales adscritas a las comandancias.  

El Instituto Armado detalla en los pliegos del expediente las características exigidas para cada uno de estos sistemas. Los RPAS tipo micro deberán tener una masa máxima al despegue (MTOW) sin accesorios de entre 850 y 1.500 gramos y contarán con equipos para captar y transmitir imagen en tiempo real tanto de día como de noche, además de sistema de detección de obstáculos omnidireccional.  

Tendrán que contar con un campo de visión de al menos 80º, operar en un rango de temperaturas de entre -10º y 40º, y disponer de grabación de imagen y vídeo en formatos habituales y modos de fotografía de disparo, ráfaga y exposición automática. Estos sistemas además dispondrán de al menos 28 minutos de autonomía, resistencia al viento igual o superior a 25 km/h, y una distancia máxima de transmisión y control de como mínimo cinco kilómetros. El presupuesto para estos drones es de 75.000 euros (3.000 euros la unidad).  

RPAS de ala fija 

 

Respecto al RPAS de ala fija, la Guardia Civil busca un sistema compuesto por dos aeronaves con apariencia de ave para misiones de observación avanzada de forma encubierta. En este caso, el cuerpo ha destinado una partida de 136.000 euros. “La plataforma UAV debe tener integrado un sistema de videovigilancia inteligente con sensores de captación de vídeo que remitan la señal al propio sistema para su análisis, tratamiento y procesado con posibilidad de reconocimiento de matrículas hasta al menos 180 metros; reconocimiento de personas hasta al menos 280 metros, e identificación de vehículos ligeros hasta al menos 680 metros”, detalla el pliego.  

La aeronave, agrega, “debe ser versátil, que no requiera de ningún tipo de plataforma de despegue o aterrizaje adicional, teniendo capacidad de despegar y aterrizar en cualquier tipo de terreno”. 

El sistema constará de una estación de tierra, antena de comunicaciones, dos aeronaves de ala fija, sistema de videovigilancia inteligente en cada aparato (con cámara frontal fija y cenital, y sistema de transmisión), y equipos de alimentación basado en baterías de polímetro. El contrato también incluye un set de repuestos y un curso de información. Las aeronaves deberán tener una longitud menor a un metro y una envergadura de alas menor de dos metros, peso máximo al despegue inferior a 3,5 kg, autonomía de 50 minutos.  

RPAS tipo multirotor 

 

Por último, los dos RPAS de tipo multirotor incorporarán cámara de ultra baja luminosidad. La Guardia Civil apuesta por un cuadricóptero de propulsión eléctrica con sistemas de navegación redundantes con fuselaje ligero y robusto, diseñado con fibra de carbono y magnesio, cámara FPV EO/IR y altímetro láser. El presupuesto es de 228.000 euros (114.000 para cada sistema). 

El Instituto Armado explica que “cada sistema deberá aunar unas capacidades que permitan una vigilancia aérea de forma discreta y que ayuden a la identificación de los objetivos de forma encubierta, dificultando la detección de las aeronaves por parte de los sujetos objeto de la vigilancia”. 

Y añade: “Deberá permitir la sujeción y transporte de objetos con una carga de pago mínima de 2 kg, lo que le confiera la capacidad de constituirse en una plataforma aérea Comint que complemente a los sensores electroópticos e infrarrojos del sistema”. El sistema de procesamiento avanzado debe proporcionar capacidad para llevar a cabo operaciones semiautónomas y vuelos en entornos donde el GPS está inoperativo o las comunicaciones inhabilitadas. El peso de la aeronave no será superior a los cinco kilogramos y la carga de pago igual a superior a dos kilogramos, con una autonomía de vuelo de 40 minutos, radioenlace igual o superior a siete kilómetros, velocidad máxima o igual o superior a 50 km/h.  

Las empresas interesadas tienen hasta el 4 de octubre para presentar sus ofertas. El órgano adjudicatario procederá a la apertura de las ofertas el 19 de octubre. Los criterios evaluables serán el precio con 90 puntos y la disminución del plazo de entrega 10 puntos. La empresa adjudicataria deberá entregar el material en un plazo de seis meses.  

La Guardia Civil mantiene abierta otra licitación, a través de la Jefatura de Asuntos Económicos del Mando de Apoyo Logístico del Ejército (MALE), para la adquisición de un lote de 35 sistemas aéreos remotamente tripulados (RPAS) para sus unidades desplegadas en misiones internacionales por un importe de 183.000 euros. 

 

© Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

AÑADE TU COMENTARIO

Publica tu opinión sobre esta noticia.

Nombre*
e-mail*
Comentario*

Comentarios

SÍGUENOS EN



ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje