Legislación
-/5 | 0 votos

0

0

0

0

Copac

Los pilotos comerciales expresan su preocupación por los incidentes con RPAS

28/05/2016 | Madrid

G. S.

El incidente del pasado sábado sufrido cerca de Bilbao por un avión de Lufthansa que tuvo que desviar su trayectoria ante la proximidad de varios drones, ha avivado el debate en torno a las implicaciones en la seguridad aérea de estos sistemas no tripulados. El Colegio Oficial de Pilotos de la Aviación Comercial (Copac) ha publicado un comunicado en el que expresa su preocupación “por los cada vez más frecuentes incidentes protagonizados por RPAS (Remotely Piloted Aircraft System) que, incumpliendo la normativa vigente, operan en entornos aeroportuarios, comprometiendo la seguridad de los vuelos comerciales”.

El texto recuerda lo ocurrido el fin de semana en el aeropuerto vasco de Loiu cuando una aeronave procedente de Fráncfort se encontró a unos 900 metros de altura durante la fase de aproximación con tres drones. El riesgo detectado llevó al piloto a maniobrar para esquivarlos y evitar un posible impacto.

Copac insiste en que este tipo de situaciones, que ya se han producido en otros aeropuertos de Europa –en París ocurrió un incidente similar el pasado marzo–, “resultan muy peligrosas”. “El aterrizaje como el despegue son dos de las fases críticas del vuelo y la concentración de los pilotos ha de ser máxima”.

Si se produjese un impacto de dron contra un avión o un helicóptero se podría ver afectado el fuselaje o provocar daños en partes sensibles de la aeronave, lo que podría afectar seriamente a la seguridad del vuelo. Copac considera necesario que la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (Aesa) tome medidas preventivas, “en base a un análisis de riesgos que evalúe las consecuencias de una colisión y establezca los procedimientos oportunos para las tripulaciones”. De igual forma, añaden los pilotos, un registro o matriculación de este tipo de aeronaves permitiría tener un mayor control sobre su uso.

El Copac añade que todos los drones, tanto los comerciales como los de carácter lúdico, deben utilizarse de manera responsable y cumpliendo la normativa existente. En este punto recuerda que las malas prácticas pueden sancionarse con hasta 225.000 euros. La ley actual establece que no está permitido volar un dron en un aeropuerto o en sus inmediaciones por el posible riesgo de colisión con otras aeronaves. Además, los RPAS deben estar siempre a la vista de sus operarios y no superar los 120 metros de altura, entre otros requisitos.

Imagen: Ginés Soriano Forte / Infodron.es

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN

ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje