menú responsive
Defensa y Seguridad
-/5 | 0 votos

Desarrollado por Thales

El Watchkeeper, primer dron en volar en el espacio aéreo convencional británico

20/10/2015 | Madrid

Ginés Soriano

Por primera vez en la historia del Reino Unido un sistema no tripulado ha volado en su espacio aéreo civil. El vuelo tuvo lugar el pasado 30 de septiembre, curiosamente el mismo día que un dron del Ejército norteamericano entraba por primera vez también en el espacio aéreo convencional de ese otro país. La aeronave que ha alcanzado este hito es el Watchkeeper de Thales. El fabricante ha relatado que el aparato voló durante una hora en el espacio aéreo compartido con aviones comerciales (en la imagen inferior) y controlado por civiles del proveedor de servicios de navegación británico NATS. Previamente despegó del Aeropuerto West Wales.

El vuelo forma parte del conocido como proyecto conjunto CLAIRE, en el que colaboran Thales, NATS, el laboratorio nacional aeroespacial neerlandés NLR, el Ministerio de Defensa del Reino Unido y la autoridad de aviación civil del mismo país (conocida por sus siglas en inglés CAA). El programa está financiado por la iniciativa para modernizar la Gestión del Tránsito Aéreo (ATM) en los cielos europeos SESAR, como recogió en su momento Infodefensa.com.

El SESAR fue configurado para explorar cómo integrar los sistemas aéreos remotamente pilotados (RPAS, por sus siglas en inglés) en un entorno de tráfico aéreo convencional en 2016. Para ello se deben solventar las brechas técnicas y operativas que lo dificultan, y conocer los verdaderos riesgos, sinergias y oportunidades que comporta la iniciativa.

La fase de pruebas contemplada en el programa SESAR se previó que se desarrollaría hasta finales de este mismo año. En ellas participan tanto sistemas sin piloto como otros en los que opcionalmente puede intervenir un piloto a bordo; tanto helicópteros cómo planeadores motorizados y aviones ligeros, y tanto aeronaves civiles como militares.

Una certificación transferible a otros países europeos

El programa SESAR pretende que esta fase de ensayos sea un primer gran paso para lograr la integración de los RPAS en el espacio aéreo europeo. Para conseguirlo, la Comisión Europea creó hace tres años el denominado Grupo de Dirección Europeo RPAS (ERSG, por sus siglas en inglés), encargado en el desarrollo de estos sistemas aéreos sin piloto a bordo, cuya integración en el tráfico aéreo europeo considera “vital”.

El vuelo seguro de estos sistemas en el espacio convencional también está siendo activamente estudiado desde hace unos años por la Organización Internacional de Aviación Civil (OACI), la Comisión Europea y la industria aeronáutica en general.

La obtención de la obligada autorización para volar en el espacio aéreo no es un trámite menor, sino un logro clave para el desarrollo de la industria de estos sistemas. Las dificultades para lograr este certificado es lo que llevó a Alemania a decidir en mayo de 2013 la cancelación de su programa de drones EuroHawk, a pesar de que ya había invertido quinientos millones de euros en él, como informó Infodefensa.com.

El logro obtenido ahora por el Whatchkeeper (imagen superior) le erige en el primer RPAS al que se permite volar en el espacio aéreo no segregado, una certificación que podrá ser transferible al marco de las autoridades reguladoras de otros países miembros de la OTAN y de la Agencia Europea de Seguridad Aérea.

Fotos: Thales

 © Information & Design Solutions, S.L. Todos los derechos reservados. Este artículo no puede ser fotocopiado ni reproducido por cualquier otro medio sin licencia otorgada por la empresa editora. Queda prohibida la reproducción pública de este artículo, en todo o en parte, por cualquier medio, sin permiso expreso y por escrito de la empresa editora.

SÍGUENOS EN


NUESTRA APP




ENVÍO DE LA NOTICIA A UN AMIGO
Correo electrónico
Tu nombre
Mensaje